viernes, 25 de marzo de 2011

Lavash crujiente

Lavash crujiente
El lavash es un pan fino y crujiente, muy rico como aperitivo, al que se le pueden unir tanto semillas como sal gorda, pimentón o frutos secos.


Lavash crujiente
Ingredientes:
190 gr. de harina
1/2 cucharadita de sal
5 gr. de levadura fresca
20 gr. de miel
15 gr. de aceite
Para terminar podemos elegir entre: semillas (yo eché sesamo y alcaravea) sal gorda, pimentón, frutos secos (en este caso pipas y cacahuetes picados)

Además vamos a necesitas unos 100 ml de agua a temperatura ambiente, es orientativo, yo necesité 110.


Lavash crujiente
En un bol echamos la harina y formamos un hueco en el centro.


Lavash crujiente
Añadimos la sal y la levadura desmigada (mejor que no toque la sal),


Lavash crujiente
la miel y el aceite


Lavash crujiente
Y vamos incorporando el agua a temperatura ambiente y mezclando.

Lavash crujiente
Echamos el agua que necesite para ligar todos los ingredientes.


Lavash crujiente
Luego pasamos la masa a una superficie con harina


Lavash crujiente
y la trabajamos durante 10 minutos.


Lavash crujiente
Engrasamos un cuenco con el aceite y dejamos la masa en él, dándole unas vueltas para que se impregne bien por todos lados.


Lavash crujiente
Lo tapamos con un film, una bolsa o un trapo humedecido y lo dejamos hora y media, hasta que doble su tamaño


Lavash crujiente
Cuando ya tengamos la masa, antes de nada, para que no se nos olvide, encendemos el horno a 180 grados.


Lavash crujiente
Luego ponemos la masa en una superfice ligeramente engrasada, presionando con las manos para que se vaya el aire y dándole forma rectangular


Lavash crujiente
Le echamos un poco de harina por encima, para que no se pegue al rodillo


Lavash crujiente
y la vamos alisando hasta darle un grosor mínimo, a ser posible fino como un papel. La dejamos reposar 5 minutos.


Lavash crujiente
Con cuidado lo pasamos a una bandeja de horno con papel vegetal, cortando lo que sobre.


Lavash crujiente
Rociamos con un poco de agua por encima y vamos poniendo las semillas, frutos secos o lo que más nos guste

Lavash crujiente
Lo cortamos según el uso que le queramos dar

Lavash crujiente
y lo metemos al horno a 180 grados, durante 15 minutos o hasta que esté doradito.


Lavash crujiente
Lo dejamos enfriar 10 minutinos y listo para servir.

Para mi gusto, cuanto más finos y más doraditos queden, están más sabrosos y crujientes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada